REFLEXIONES

Cajas de resonancia, a merced de discursos populistas

0

*Invito a que no nos convirtamos en cajas de resonancia de estos violentos, asesinos impunes, vándalos, su propósito no es el diálogo ni el consenso.

Estamos todos impactados por el rumbo que ha tomado el orden público en el País.

Amparándose en el Derecho a la protesta, como elemento fundamental democrático, han aprovechado la inconformidad de la ciudadanía para manipular y generar caos y zozobra en la sociedad.

Podemos estar de acuerdo o no con la propuesta de Reforma Tributaria, podemos coincidir en la oportunidad para su presentación en un momento de crispación por estar sometidos a la presión de la pandemia; pero, existen mecanismos democráticos para su evaluación y/o modificación como es el Congreso de la República, donde ya había suficientes manifestaciones de oposición que predecían su rechazo o modificación.

Manipular a los que teóricamente son beneficiarios de la Reforma, a hordas de jóvenes desinformados y víctimas fáciles de los discursos populistas, sumar a diferentes sectores que tienen problemas de diferentes orígenes para convocar masivamente, cosa que no lograrían de otra manera; por ejemplo: indígenas, estudiantes, transportadores de carreteras y ciudades para lograr, como de hecho está sucediendo, que la excusa de la Reforma Tributaria deja de ser el objetivo y aflora el verdadero fondo de esto cual es la desestabilización de la institucionalidad, debilitamiento del Estado de Derecho y la democracia.

Como siempre, hay evidencias de ‘pago’ a desadaptados violentos para ‘incendiar’ las movilizaciones y de paso debilitar el accionar de la fuerza pública de manera que no pueda contener su avance populista.

Es fácil mentir y engañar con información incompleta, no real o con mentiras a una población con bajo nivel de conocimiento alrededor de los temas de la protesta, esta estrategia se vio contenida por la pandemia; pero ahora, sin ninguna consideración, han retomado la violencia y el vandalismo para lograr sus propósitos desestabilizadores, solo se pronuncian alrededor del Derecho a la protesta; pero no hay una sola condena por el daño a bienes públicos y privados, por la muerte de servidores públicos en el cumplimiento de su deber de proteger los bienes y las personas, al contrario: siguen manifestándose en redes sociales para motivar a seguir en esta escalada de violencia como uno de los mecanismos de lucha para tratar de llegar al poder.

Invito a que no nos convirtamos en cajas de resonancia de estos violentos, asesinos impunes, vándalos, su propósito no es el diálogo ni el consenso.

No seamos voceros gratuitos de sus comunicaciones que buscan crear un clima de miedo y violencia, no podemos permitir que unos cientos de personas, aceptemos unos pocos miles, acorralen a más de 50 millones de personas, que destruyan la imagen de País democrático para tratar de imponer regímenes antidemocráticos y totalitarios.

Han logrado que los medios, no sabemos si inocentemente les hagan el ‘favor’ de difundir el impacto de sus manipulaciones, no difundamos mensajes y contenidos de los violentos, asesinos y delincuentes al servicio de causas que posteriormente se voltearan contra todos a favor de unos pocos.

Que demuestren su voluntad de diálogo y no de engaños y mentiras, que se sienten a proponer soluciones con criterios técnicos y conocimiento, sin populismos.

¡No seas tonto útil!

José Miguel Berdugo Oviedo, Médico Neumólogo de la Universidad de Santiago de Compostela. Médico Cirujano de la Universidad de Cartagena. Exdirector Científico del Hospital Universitario ‘Fernando Troconis’. Vicerrector de la Universidad del Magdalena. Director Ejecutivo de la Asociación de Empresario de Santa Marta y Magdalena.